Por qué creo que Alfonsín no fue tan demócrata…

Hoy se cumple exactamente un año de la muerte del ex presidente Raúl Ricardo Alfonsín y se multiplican los recordatorios y las voces de reconocimiento desde todos los sectores políticos.

Aunque soy perfectamente consciente de que mi postura puede sonar políticamente incorrecta, y me disculpo si involuntariamente hiero los sentimientos de alguien, creo que los elogios que recibe Alfonsín son en gran parte inmerecidos.

Pienso eso en base a la conducta claramente antidemocrática que ha tenido el ex presidente para con el derecho fundamental a la libertad de expresión.

Todos coincidimos en que la libertad de expresión es indispensable para la existencia de una sociedad democrática.

Consecuencia directa de esa idea es que cualquier sistema que limite o restrinja esa libertad estará limitando o restringiendo simultáneamente la democracia.

Siguiendo en esa línea, surge con gran claridad que no hay mayor cercenamiento a la libertad de expresión que el monopolio de los medios a través de los cuales se canaliza la misma.

Y lo cierto es que, aunque pase desapercibido, Alfonsín ejerció durante su presidencia el más impresionante dominio sobre los medios que ha habido desde 1983 a la fecha.

Todos los canales de televisión y casi todas las radios (todas las importantes) eran estatales. Y todo ello sin cable y sin Internet.

Todos los conductores, animadores, productores y guionistas eran empleados del Estado.

No estamos hablando de alguna presión indirecta o implícita, sino de una subordinación jurídica directa, en la que todos los protagonistas podían ser despedidos en cualquier momento (cosa que, de hecho, ocurrió muchas veces, con Neustadt y Mirta Legrand como ejemplos más famosos)

Si una razón pesa para que no sea más crítico con Alfonsín es su extraordinaria decisión de impulsar el llamado “juicio a las Juntas”.

Sin embargo, así como es de cierto que esa medida fue épica y constituyó un ejemplo en todo el mundo, simultáneamente agrava su decisión de conservar el dominio absoluto de los medios de difusión.

Digo esto porque si Alfonsín tuvo el fenomenal coraje de enjuiciar a militares que poco tiempo antes eran todopoderosos (en un contexto popular extremadamente favorable, también hay que decirlo), pudo perfectamente avanzar en la desmonopolización y democratización de los medios de comunicación.

No sólo no lo hizo, sino que utilizó con gran autoritarismo dicho dominio, tildando a casi cualquier comentario opositor de “desestabilizador” (los memoriosos o los amantes de los archivos podrán dar fe de que esa palabra se usó muchísimo más en la época alfonsinista que la de “golpista” o “destituyente” en la actualidad).

Los mismos medios de comunicación que resultaron decisivos a la hora de difundir la megacorrupción menemista, de expresar el gran descontento popular hacia De la Rúa, y actualmente de poner límites a los epilépticos desbordes institucionales del kirchnerismo, brillaron por su ausencia en el período alfonsinista.

En mi opinión personal, aunque esa ausencia casi absoluta de oposición en los medios pudiera haber beneficiado la imagen de Alfonsín para la posteridad (ya que los muchos hechos de corrupción de su gobierno no tenían forma de salir a la luz), terminó precipitando su propia caída.

Dicho de otro modo, estoy totalmente convencido de que una libertad de expresión plena hubiera llamado la atención sobre muchos aspectos negativos de la economía y de la gestión, hubiera permitido conocer de antemano las intenciones de la oposición y hubiera sincerado el sentir popular hacia el gobierno.

Todo ello necesariamente hubiera obligado a Alfonsín a corregir muchas de sus políticas, a someter sus decisiones a filtros más serios y exigentes y a evaluar con más seriedad las consecuencias de las mismas.

Si algo ha beneficiado a Alfonsín ha sido la calidad humana e intelectual de los presidentes que lo sucedieron (el peor de los cuales le debe su reelección), que contribuyeron a agrandar retroactivamente su imagen, aunque ni Menem ni De la Rúa ni los Kirchner pueden ser parámetros de calidad institucional.

Lo cierto es que el poder de Alfonsín fue monumental, ya que gobernó con jueces designados en su enorme mayoría por él mismo, fiscales subordinados jerárquicamente a él, intendente de Capital Federal y gobernador de Tierra del Fuego nombrados por él, un Congreso que sesionaba sólo cinco meses al año, sin Consejo de la Magistratura, sin Defensoría del Pueblo, sin Auditoría General de la Nación, con un enorme apoyo popular (hasta acá igual que Menem en su primer presidencia) y…sin prensa libre !!!

Es probable que sus descomunales errores de gestión hayan reorientado las críticas hacia la economía, y se hayan minimizado sus yerros institucionales.

En todo caso, creo que es claro que Alfonsín ha impedido concientemente el ejercicio de la libertad de expresión, con lo cual, humildemente y reiterando mi deseo de no ofender a nadie, no creo que sea merecedor de los elogios que hoy recibe póstumamente.

Es mi opinión personal, expresada con la intención de poner en contexto ciertos hechos históricos que se pierden al calor de manifestaciones emocionales, y, de ser posible, de generar alguna reflexión acerca de la importancia de la olvidada y mal entendida libertad de expresión.

Hasta la próxima…

Anuncios

8 comentarios to “Por qué creo que Alfonsín no fue tan demócrata…”

  1. fernando Says:

    Increible Dr. alguien que dice las cosas como fueron, hay que decir lo bueno y lo malo para saber la verdad y formar propias convicciones. Ser objetivos por favor medios, profesores!!!!!! cumplan con esto porque la historia no es como sucedio sino como te la cuentan. y como la cuentan pocas veces es como sucedio.gracias

  2. OSCAR Says:

    Dr. Realmente estoy persuadido por la nota que escribió, jamás hubiera mirado ese costado del gobierno de Alfonsín.
    Me agrada y ahora veo, una realidad que no vi, hasta hace un instante.
    Asombrado he quedado y me alegra que haya gente que con altura y la verdad, pueda hacernos ver algo que estaba frente a nosotros y no lo vimos. GRACIAS. Ahora entiendo algo más de la reciente historia.

  3. diego Says:

    No entiendo lo que dice Kirchner tuvo una corte independiente y no adicta como la lacra de Alfonsin si saco decretos fue en beneficio del pueblo y no en contra del mismo, eso no es autoritarismo, si no es tener bolas y bien puestas cosa que alfonsin no tuvo transo y se tuvo que ir por que el pais estallo.

  4. Guillermo Says:

    Doctor: me permito corregirlo debido a su inexactitud de sus datos con respecto a los medios en manos del estada en el año 1983. Las radiso y mas aun las principales, Mitre, Rivadavia, Continental, Mundo, ya habian sido entregadas por la dictadura a manos privadas amigas, solo quedo en manos del estado, Radio Exelsior hoy La Red y Radio Belgrano, y de los canales el estado tenia solo dos, 13 y 11, ya que el 7 siempre es del estado. seria muy bueno, dar datos reales, y no de un relato intencionado semejante al que nos tiene acostrumbrado la actual administracion estatal, haciendole decir a la historia lo que queremos y no lo que verdaderamente ha sucedido

  5. Bettina LB Says:

    Interesante. Ya estaba creyendo que era intocable.

  6. FRANCO Says:

    MUCHACHO , MUCHACHO, QUE LEJOS ESTAS DE LA REALIDAD , OCURRE QUE NO TE CREEN, SUPERMAN ES CLARK KENT Y NO BRUNO DIAZ…. SALUTE

  7. Erik Says:

    Usted vierte en este comentario varias mentiras, Internet en la década del 80 no estaba desarrollada, para tener una línea de teléfono había que esperar en algunos casos más de 20 años, en cuanto al cable, El comienzo de esta década marca también los inicios de la TV por cable, cuyo primer impulso se produce con la creación de la Asociación Argentina de Circuitos Cerrados Comunitarios de Televisión. Ahora endilgarle a Alfonsín el hecho de heredar lo heredado y no cambiarlo en un solo mandato es falaz de su parte, cuando dice que: los protagonistas podían ser despedidos en cualquier momento (cosa que, de hecho, ocurrió muchas veces, con Neustadt y Mirta Legrand como ejemplos más famosos), no está diciendo que hoy 2012, echaron de la radio a Longobardi, Cristina Perez, como ejemplos más famosos. Y cuando dice: “hechos de corrupción de su gobierno” Vuelve a las falacias, sin fundamentar solo lo hace en forma general, es como que yo diga que la fuente de la casa de gobierno representa al poder, ya que el chorro más grande está en el medio. Y cuando dice: “Todo ello necesariamente hubiera obligado a Alfonsín a corregir muchas de sus políticas” Usted habla de las correcciones que hicieron Menem y Cavallo, llevando al país a una Hiper inflación ya que esos dos nefastos personajes se paseaban por el mundo para quitarle a Alfonsín toda posibilidad de corregir la economía, NO TENIA EL YUYO LLAMADO “SOJA” para corregir cualquier descalabro económico. Y por último se olvida de mencionar que fue la piedra fundamental de la democracia que vivimos actualmente, este es el período más largo de democracia de la HISTORIA ARGENTINA, y lo logró él con su gobierno.

  8. Pedro Sanchez Says:

    DR.RECH acabo de leer su comentario y siento la satisfacción del que comprueba que no es un “bicho raro” ya que ud ha tenido la valentía de reflejar de manera brillante lo que pienso tanto del sr ALFONSIN como de los personajes que lo sucedieron y al respecto, favorecidos por el paso del tiempo(dicho esto entre comillas) me gustaría conocer su opinión respecto del manejo de los medios del actual gobierno y de la total indiferencia que muestra ante las reiteradas denuncia de toda índole que recibe desde los medios que no controla.
    lo saludo con mi consideración mas distinguida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: